¿Cuál es la diferencia entre Copywriting y Storytelling?


diferencia entre Copywriting y Storytelling
Bright Meadow / Foter / CC BY-SA

 En la red abundan últimamente las ofertas de empleo de redactores, gestores de contenidos y bloggers. El marketing de contenidos está generando una gran demanda de profesionales. Sin embargo hay confusión a la hora de elegir entre un copywriter y un storyteller, dos funciones que se confunden pensando que son iguales. Nada más lejos de la realidad.

 Es cierto que el Copywriting y el Storytelling tienen algunos puntos en común, pues se basan en la escritura de textos. Pero tanto el sentido de estos como los objetivos difieren bastante.

 Antes de seguir comentando este tema, quiero que sepas que no soy un experto en ninguno de estos temas. Porque el oficio de escritor en cualquiera de sus variantes nunca se acaba de aprender del todo. La base puede que siempre sea la misma, pero no el resto.

 Bueno a lo que voy. Quiero comentar cuáles son las principales diferencias que hay entre el trabajo que realiza un copywriter y el de un storyteller.

Qué hace un copywriter

  Un copywriter tiene como objeto elaborar contenidos con carácter publicitario. Puede tratarse de folletos, anuncios o descripciones de productos, entre otros.

 Como norma general, el tiempo y la extensión de los textos suponen todo un desafío, ya que suele ser necesario ajustarse a un espacio concreto para que el contenido encaje en el diseño del formato.

 En este sentido, es muy importante que haya buena comunicación con los clientes para que no haya ningún problema.

El Storyteller

 Un storyteller es, en esencia, un cuenta-cuentos. Aunque los cuentos son mucho más que historias infantiles. En el caso de los textos de un storyteller, en lugar de cuentos se habla de historias, o de redacción de contenidos.

 En este caso, los contenidos se utilizan para nutrir una página o un blog de información que atraiga lectores, y es uno de los factores SEO que se tienen en cuenta con mayor frecuencia, aunque no se usan solo para mejorar el posicionamiento web.

No todo son diferencias

  Sin embargo, hay algo que tienen en común tanto quienes se dedican a los contenidos promocionales como a la redacción. Es importante que estos trabajos sean de buena calidad, por lo que tanto un copy como un redactor tienen que ser profesionales. Los contenidos solo funcionan si son realmente buenos.

 Ahora sabes cuáles son las diferencias principales entre ambos perfiles. Espero que te sirva para conocer el tipo de escritor que te puede hacer falta.

El secreto del éxito que nadie te va a contar

el secreto del éxito

  Todos buscamos el éxito cuando empezamos cualquier proyecto. No importa de lo que se trate, lo único que se busca es que salga adelante y se cumplan los objetivos que nos fijamos previamente. Sea como sea, hay un factor clave para conseguir los resultados esperados. Lo que pasa es que nadie te va a contar en qué consiste por varias razones.

¿Por qué no te lo contará nadie?

 En pocas palabras, porque nadie conoce el secreto del éxito de tu proyecto. Por muchos consejos que te puedan dar, lo máximo que puedes conseguir es conocimiento e información. Pero ni los mejores tienen esa fórmula mágica que puede hacer que algo funcione de verdad sin esfuerzo.

 Y ahí es donde radica el problema de quienes buscan secretos con los que triunfar: el esfuerzo. Cada vez que alguien lee en algún sitio el secreto del éxito enseguida se interesa por ello, pero espera que se trate de alguien que le ofrezca algo parecido a la piedra filosofal y convierta en oro todo lo que toca.

Cosas que funcionan

 Hay algunas cosas que funcionan de verdad, y hasta cierto punto tienen que ser la base de cualquier estrategia, así que antes de encontrar el secreto que te hará triunfar, nunca está de más echar un vistazo a las cosas que les han funcionado a otros. También las que no les han servido, porque esto no quiere decir que supongan un fracaso, solo que no son cosas que se adapten al estilo que siguen sus publicaciones. Puede que el fracaso de tu competencia tenga la clave para conseguir que tu proyecto destaque, siempre que seamos capaces de desarrollar tolerancia a la frustración.

 Tener un archivo de referencia con ideas y material relacionado con la temática que manejamos es una buena forma de elaborar estrategias que funcionen. Los buenos contenidos han sido, son y seguirán siendo importantes en el futuro.

Decídete a hacerlo

 Ese es el verdadero secreto del éxito, sobre todo porque si no nos decidimos a poner en práctica una idea, lo que es seguro es que nunca vamos a conseguir que funcione, sin importar lo sencilla o compleja que esta sea.

 ¿Te atreves a encontrar el secreto de tu éxito?

Gurús

 Los vemos por todas partes. Algunos se autodenominan “coach”, “expertos” o algún otro título más o menos altisonante. Antes simplemente se les llamaba a todos “gurús”, y a menudo se hacía en sentido peyorativo. No obstante, se han ido generalizando las páginas de Internet, los programas de televisión y los libros en los que se enseña a la gente estilos de conducta y todo tipo de conocimientos relativamente prácticos para la vida. El número de programas de televisión en los que se muestra a una figura de autoridad que aporta los conocimientos necesarios para enfrentarse a determinado desafío, como puede ser el caso de un adolescente rebelde o de un animal de compañía que se ha hecho el dueño de la casa triunfan en medio mundo, y los canales de vídeos en los que se dice a quienes los observan los pasos que tienen que dar para triunfar o para lograr un objetivo determinado están en las primeras posiciones de visionado de los canales más importantes.

Coach Carter¿Qué es un gurú realmente?

 Pero, ¿qué es en realidad un gurú? ¿Se trata de cualquier persona que tenga facilidad de palabra y sea capaz de liderar gracias a su carisma o hace falta algo más para ser considerado de este modo?

 En primer término, la palabra “gurú” se utiliza en el hinduismo para definir a los maestros espirituales, aunque desde hace un tiempo esta palabra se ha generalizado y más allá de la religión se utiliza para definir a cualquier persona que tiene el respeto de un grupo de seguidores que siguen sus consejos así como las innovaciones que alguno ha podido crear. Por ejemplo, dentro de la filosofía del software libre se considera a Richard Stallman, creador de GNU, o Linus Torvalds, del kernel Linux, como gurús, y sus seguidores se cuentan por cientos de miles.

¿Cualquiera puede serlo?

 ¿Puede cualquiera convertirse en un gurú? Bueno, lo cierto es que hasta cierto grado todos podemos llegar a convertirnos en expertos en alguna materia. Incluso podríamos dominar diferentes materias y destacar por encima de otros, con lo cual se podría llegar a valorar un determinado trabajo o algún conocimiento que podamos exponer y mostrar al mundo.

 Sin embargo, esto no es suficiente para llegar a ser un gurú. Falta lo que probablemente sea lo más complicado de conseguir, que es una legión de seguidores. Para esto hace falta un poco de fortuna, y si además alguien un tanto influyente llega a tenernos en cuenta conseguiremos ser denominados de esta manera. Si no, tal vez puedas ser un experto en campos importantes, pero nunca llegarás a ser un gurú.